Cuando hablamos de churros con chocolate hablamos de algo tan madrileño como la mismísima puerta del Sol. Desayunar churros con chocolate los domingos es casi una tradición para muchas familias españolas.

¿Dónde tomar churros con chocolate en Madrid?

Ya sea para tomar fuerzas a primera hora de la mañana o si preferís, para entrar en calor a media tarde, sentarse a tomar un chocolate con churros debería formar parte (al menos una vez) de vuestra visita. ¡Pocas cosas hay tan madrileñas como ésta! Pero… ¿A donde voy?

Prácticamente la totalidad de bares del centro turístico (y del no turístico también) de Madrid ofrecen churros con chocolate, sin embargo, hay lugares que destacan por su historia y calidad. Aquí os proponemos los que para nosotros son los mejores lugares para catar este delicioso manjar.



▶  San Ginés

El número uno de nuestra lista lo ocupa la chocolatería San Ginés. Se trata dela chocolatería más antigua de Madrid, abierta en 1984 y lugar de reunión de intelectuales a principios del siglo XX.

Churros en Madrid

San Ginés es un lugar con encanto por sus muebles de época pero también por el pequeño pasaje en la que se encuentra y la recogida plazita donde se sitúa su terraza. San Ginés es una institución churrera. Es un clásico de los churros con chocolate madrileños a pesar de su gran popularidad. Esta chocolatería es una parada obligatoria para madrileños y turistas. ¿Es una churrería turística? Si, sin duda. Es un lugar recomendado en la mayoría de las guías de viajes y turistas hay muchos. Sin embargo nosotros los locales también frecuentamos el lugar (evitando quizás las horas puntas donde hay demasiada gente).

En definitva, es lugar es grande, hay a menudo sitio para todos. No solo disponen de la terraza sobre la plaza sino también de mesas interiores en tres locales contiguos y de un cuarto local con churros y chocolate para llevar. Aunque haya gente, es probable que encuentréis mesa facilmente, Afortunadamente, San Ginés ha sabido encontrar ese delicado equilibrio entre el turismo y los habitantes de la ciudad, conservando una relación calidad-precio muy correcta y convirtiendose en un lugar en el que turistas y madrileños se mezclan por igual. ¡Un consejo! Si deseáis instalaros en la terraza (en las mesas más codiciadas) y aseguraos un lugar, es mejor no acuidir a las horas puntas (desayuno y merienda).



▶ Maestro churrero

Los defensores del churro tradicional van a poner el grito en el cielo al ver como hemos «colado» a la churrería Maestro Churrero (cuya gerencia lleva pasando de padres a hijos desde 1902) en nuestra lista de favoritos. Tienen dos locales en Madrid (el de la plaza de Jacinto Benavente tienen terraza, el de Carrera de San Jerónimo únicamente mesas en interior).

Maestro Churrero en la plaza de Jacinto Benavente

Nos encanta por que es una churrería innovadora. No solo ofrecen el clásico chocolate con churros sino que han desarrollado una propuesta muy muy diferente. La variedad es enorme: Churros de mil sabores y colores (venden una bandeja de minichurritos llamada 7 churritos 7 colores con sabor a plátano, fresa, naranja o chicle…), churros rellenos de mermelada o dulce de leche,, recubiertos de chocolate blanco o negro,, churros sin gluten, churros con helado, «fartons» de churro con horchata (en valencia, un fartón es un tipo de bollo alargado blando, dulce y absorbente que se moja en horchata) y sobre todo, makis de churro con salsa «terichoco». Atención, si, los sirven con palillos para comerlos como el sushi. Si sois golosos, Maestro Churrero es vuestro paraíso.

churros con chocolate
Makis de churro

▶1902

 A poco más de 50 metros de San Ginés encontramos otro negocio familiar, la churrería 1902 que está desde ese año regentada por la misma familia. La familia, que comenzó vendiendo churros por las calles de Madrid, ha decorado su local con fotos de la historia del negocio.

churros con chocolate

Aunque está abierta todo el día, tienen ofertas para desayunos de 7h a 12h y para meriendas de 17h a 19h (no os preocupéis, también sirven churros fuera de ese horario). Más allá de los churros, también confeccionan sus propios brownies, gofres, crepes y mucho más. ¿Preferís comer salado? En su segunda planta y fuera del horario de desayunos o meriendas, la churrería 1902 tiene un restaurante que ofrece un menú por un coste de (aprox 13€ entre semana y 17€ los fines de semana). Cocina típica de la región, buenas carnes, pescados y vinos.

¿Dónde tomar churros con chocolate en Madrid?
La cocina abierta de 1902

▶ Chocolatería Valor

Valor es una clásica y centenaria marca de cacao que comercializa cacao a la taza, tabletas de chocolate, repostería y bombones. En los años 80,Valor decidió ampliar su negocio abriendo chocolaterías y convirtiéndose más tarde en una franquicia, la más céntrica de ellas, a sólo unos pasos de la Gran Vía. La chocolatería Valor es principalmente reconocida por la calidad de su chocolate (para muchos el mejor de Madrid) y por sus 14 variedades de chocolate: a la menta, a la naranja, chocolate con helado, chocolate blanco, etc. A degustar en interior o en su bella terraza exterior.

A pesar de ser bastante conocida, nosotros la puntuamos flojo. Quizás porque es una franquicia y no un local propio de la marca o por su ubicación turística, la Chocolatería Valor de Gran Vía no se esfuerza en dar un servicio esmerado. Nosotros, personalmente, nos hemos encontrado un trato un tanto desagradable , unos precios turísticos y un chocolate que (aunque buenísimo) es caro y viene acompañados de unos churros que no son nada del otro mundo. Veremos hacia donde va la chocolatería Valor Gran Vía (atención, otros locales de la misma franquicia pero con otra gerencia funcionan bien), en cualquier caso por el momento parecen aprovecharse de su privilegiada ubicación para descuidar otros aspectos.



▶ Casa Manolo

Un bar-restaurante de lo más ecléctico que ofrece tanto churros con chocolate como un menú tradicional madrileño. Aparte de por sus churros, Casa Manolo es un lugar muy conocido por sus croquetas y por que, al situarse a dos pasos del Congreso de los Diputados, es lugar de encuentro de muchos de ellos.

Churros caseros, bien fritos, crujientes y calentitos desde primera hora de la mañana hasta por la tarde. Genial para un desayuno o una merienda. Lo dicho, si no os apetece nada dulce, probad por favor las croquetas. Son gloria bendita.



▶ Chocolat Madrid

Chocolat Madrid es una chocolatería más reciente que las anteriores. Abrió en 2003 en una esquinita de una calle muy tranquila en el barrio de las letras. Tiene un horario algo diferente. Abre todos los días, desde la mañana hasta la noche pero los churros calientes sólo están disponibles de Lunes a Martes de 8:00am a 14:00h y de Miercoles a Domingo de 8:00am a 20:30pm. Además, entre 13:00 y 16:00 ofrecen tostas, sandwiches, hamburguesas, ensaladas y otras cosas «no dulces» Fabrican su propio chocolate, que comercializan en tabletas. Su chocolate a la taza cuenta además con menos contenido en azúcar que otros lugares, lo que le ha hecho ganarse un «hueco» entre las churrerías de Madrid. Para terminar, Chocolat Madrid también funciona como punto de venta y distribución de productos bio.

La esquinita en la que se sitúa Chocolat

▶Churreria 1883

Aquí otro ejemplo de antigua churrería. Esta churrería fundada en 1883 y dedicada hasta hace pocos años unicamente a la fabricación y distribución de churros y porras a los bares y restaurantes de Madrid, cuenta hoy con un pequeño local, situado en el corazón de Malasaña.

Porras y churros en 1883

Se trata de un local pequeño, con paredes de ladrillo visto, curiosas lámparas forjadas en hierro y un lucernario a la entrada que le otorga un aspecto único. En las paredes, un montón de fotografías y cuadros repasan la historia de esta empresa familiiar. Y lo mejor, una cocina abierta donde podrás ver cómo se preparan tus churros al instante. Esta churrería es especial porque no solo ofrecen los clásicos churros (también los tienen bañados en chocolate, en oreo, etc) sino que también ofrecen churros salados ( rellenos, como un bocadillo o sandwich, de jamón dulce y queso, de jamón serrano, de salchichas…). Abren de miércoles a lunes de 7:30 a 21h y martes de 7:30 a 16h. Con este horario tan temprano incluso en domingo, la churrería (como podéis imaginar) está llena de jóvenes los domingos por la mañana. ¿Cómo no van a sentar bien unos churros con chocolate después de salir de la discoteca y antes de volver a casa?

Click to rate this post!
[Total: 1 Average: 5]
Comments are closed.